Círculo de Silencio – Ávila

El sábado 16 de marzo, una representación de las dos comunidades de Ávila, participamos en un nuevo Círculo del Silencio convocado por el Secretariado diocesano de Migraciones de Ávila para poner el foco en el drama de los que se ven arrastrados a dejar sus tierras. En esta ocasión se ha querido dar un sentido cuaresmal a esta iniciativa bajo el lema: «Desde la cruz, enciende una luz» entendiendo así, ese camino desde las dificultades que recorren, a la esperanza de la integración.

La cruz de la vivienda, de los papeles, de los que mueren en el mar, de los trabajos precarios, de la discriminación y la exclusión social, de las personas víctimas de la trata, de los que abandonan su tierra forzados por la situación, de los migrantes menores… tantas cruces… pero de ellas también puede surgir la luz.

Gracias a la dedicación y acogida gratuita de muchas personas de Ávila y el tesón de todos los que han sufrido grandes dificultades al llegar a nuestro país, el dolor se torna en esperanza; y la cruz, en luz. Y como símbolo de esta situación cada uno de los asistentes encendimos una vela por cada gesto de acogida, y por el trabajo y la fe que ponemos para buscar soluciones a estas situaciones. Y con nuestra vela encendida escuchamos con gozo el testimonio de diferentes personas, edades y países que se han visto obligados a salir de los suyos y para los que su cruz se transformó en luz.

¡Qué gozo conocer a algunos de ellos y haber sido testigo de este tránsito!

(Virginia Mozo)

Esta página utiliza cookies para mejorar su contenido.    Más información
Privacidad
X